29.3.09

Homofobia por lo "bajini"

Palabra de: Pueblerino Cool |

La discoteca hetero donde hace dos años conocí a Madurito me hizo recordar viejos tiempos. Hacía más de un año que no la pisaba, pero el viernes me entró un antojo incontrolable de volver. Convencí a dos amigos a los que hacía tiempo que no veía por distintos motivos y para allá que nos fuimos los tres maris junto a una mariliendre por cabeza.


Uno de ellos era Ce, del que ya hablé en otra ocasión. Él, como no podía ser de otra manera, empezó con sus tonterías. Nos pidió que nos comportáramos como heteros por si acaso se encontraba con alguien de su pueblo.
Sabíamos que eso de parecer heteros se nos da bastante mal, pero para tranquilizarlo le dijimos que sí, que no se preocupara.

La discoteca no ha cambiado nada, ni siquiera en la música, que sigue siendo la misma que hace cinco años. Pero, bueno, eso ya nos lo imaginábamos...

Nos volvimos locos bailando reggaeton como cuando teníamos 15 años. Éramos de los más viejos del lugar, ya que ahora más que un local de noche parece una guardería...

La anécdota de la noche vino cuando dos chavales empezaron a liarse en el centro de la pista. "Míralos, y parecían tontitos", pensé yo. Pero esos pensamientos no fueron los de todo su público...

Garrulo 1: Mira los maricones como se enrollan.
Garrulo 2: Ya ves, ¡qué puto asco!
Garrulo 1: Lo podrían hacer en su casa y no aquí delante de todo el mundo.
Garrulo 2: Qué asco de maricones...
Por inercia (y por joder), mis amigos y yo nos volvimos hacia los del diálogo y empezamos a bailar lo más maricas posible. Los garrulillos nos miraron, se miraron también entre ellos y se fueron.

"A tomar por culo. Dime algo a la cara si te atreves", pensé.

26.3.09

La próxima estación con parada es: BARCELONA

Palabra de: Pueblerino Cool |

El ex de Madurito Cool nos acogerá en su casa durante 7 días esta Semana Santa. Estamos ultimando los preparativos para nuestro viaje a Barcelona desde el 8 al 14 de abril. ¡Qué emoción, qué todo!


Es mi primer viaje con Madurito y estoy deseando que llegue el día. En un principio, nos íbamos a Tenerife, pero, a pesar de tener casa donde quedarnos allí, nos salían los billetes a más de 200€ por cabeza con escalas (unas 8 horas de viaje entre esperas y vuelo). Supongo que serán tan caros por las fechas en las que cae nuestro viaje. Así que decidimos cambiarlo por el de Barcelona. Iremos en Euromed, que desde Alicante nos cuesta 80€ a cada uno y sí, nos alojaremos en casa del ex de Madurito. ¿Celos? Para nada, este ex no me hace sacar las uñas. Sin embargo, hay otros que sí.

A uno de sus exs lo conocí el año pasado, cuando vino de Madrid, supuestamente, para rehacer su vida en Alicante y se hospedó en casa de mi hombre un par de días. He de reconocer que ya le tenía manía antes de que viniera por cosas que me habían contado Madurito y Ninfomanito. Además, este chico fue el que estuvo con él justo antes que yo. Sinceramente, no sé muy bien de dónde vienen mis celos incontrolables hacia esa persona a la que casi no conozco. No sé si es porque me comparo con él o porque pienso que es el ex más reciente de Madurito y todavía pudiera quedar algo, ni idea. El caso es que, cuando pasó esto, mi relación se tambaleó por la gran bronca que tuvimos debido a su inminente llegada. Al final, haciendo caso a Ninfomanito, con el que me alié en esos momentos, ya que él tampoco traga al chaval, tuve que ceder yo y estar vigilante.

El chico vino, pero sólo duró dos días en casa de Madurito, que, por supuesto, me había jurado que no quedaba nada entre ellos. Al tercer día le dijo que se marchara porque no lo aguantaba más. Madurito y yo volvimos a ser una pareja feliz de nuevo.

Aunque este chico ya no esté aquí, soy incapaz de escuchar su nombre o que alguien hable de él en una conversación sin agarrarme un cabreo monumental. Es superior a mis fuerzas. Hace poco Madurito y yo discutimos por el mismo tema, ya que quería venir a despedirse porque se marchaba a su país para siempre. No puedo negar que me alegré muchísimo cuando le surgió un problema y tuvo que volar antes de poder venir. A Madurito sí le apetecía verlo porque decía que ya nunca lo volvería a ver... Pero el destino jugó a mi favor.

A lo que iba, los ex de mi hombre no me ponen para nada celoso, excepto ése, y no encuentro una explicación muy clara de por qué. El caso es que el ex de Barcelona me cae incluso bien. Lo conozco todavía menos que al otro porque a penas cruzamos unas palabras cuando vino con su novio nuevo a visitar a Madurito, pero no me inspira malas vibraciones...

Así que nos vamos de viaje a su casa de Barcelona. Estoy deseando ver aquella ciudad y sus monumentos, saber cómo es la gente allí, salir de fiesta en una ciudad tan grande, desfasar como no lo puedo hacer en el pueblo y, por supuesto, marranear mucho con Madurito en plan romántico. ¡Será un viaje de novios en toda regla y todo debe salir genial!

25.3.09

¡Estoy que brillo!

Palabra de: Pueblerino Cool |

Ya os habréis dado cuenta de que desde ayer soy un poquito más Cool que antes si cabe. ¡Habéis acertado! Ahora soy poseedor del Carnet Plateado de Thiago, que le aporta a mi blog un toque de glamour que sin esa tarjetita nunca hubiera tenido.

Y es que claro, no todo el mundo puede poseer este tipo de objetos tan rotundamente exquisitos... Hay que hacer muchísimos méritos para conseguirlos. Pero mi saber hacer, es decir, mi pedigüeñería, me ha ayudado para que el bloguero más plateado de todos me lo haya otorgado.

Adquirir este carnet supone aceptar el Manifiesto Plateado y, obviamente, yo lo acato con sumisión. ¿Por qué adoro, como todos vosotros, tanto a Thiago y a todo lo que proceda de él? Pues por su originalidad, por su humor, por su saber estar y, principalmente, por ser el icono sexual de todos los maribloguis a pesar de no habernos mostrado su rostro y mucho menos otras partes de 19 centímetros de su anatomía de las que tanto alardea.

Como soy seguidor de la ideología plateada incluso antes de conocerla, tengo varias prendas en esa tonalidad brillante; por no hablar de mis manos, que están completamente adornadas con alhajas plateadas como toda poligonera de raza que se precie haría con el oro.

¿Qué pensabas Thiago? ¿Creías que a los pueblos no llegaban las zapas plateadas? ¿Querías caldo? ¡Pues toma dos tazas!

Uy, ¿pero esto qué es? ¡Una cazadora plateada! Gracias, amor, por este carnet número 27. Sólo me faltaba esto para ser completamente feliz, jajaja. Un besote, cielo.

Y para todos los demás: admirad mi carnet y... ¡envidiadme!

El mejor amigo de Madurito tiene un problema. No es algo muy común... ¿o sí?

Se trata de la adicción al sexo.

Ninfomanito, como llamaremos al amigo de Madurito, no puede pasar más de un día sin tener relaciones sexuales. Y si pasan dos días, al siguiente tiene que expulsar fluidos alrededor de cuatro veces.

Ninfomanito tiene al novio lejos y yo le he recomendado que, para calmar sus ansias, haga lo mismo que el resto de los mortales: tocar la zambomba. Pero no, a él eso no le gusta, le aburre. ¿Qué hace entonces? Pues se ha convertido en visitante VIP de todos los sitios de cruising de la zona.

No exagero si os digo que se sabe todas las matrículas de los coches que suelen frecuentar esos sitios y sabe quién va dentro de cada uno. Su atracción hacia este tipo de espacios naturales es, hablando en serio, algo enfermizo. Pero no sólo chinga ahí. Ninfomanito vive para tapar agujeros y no con yeso precisamente.

Lo llames a la hora que lo llames él siempre está haciendo marranadas o pensando a dónde va a ir para hacerlas. Y claro, ¿quién tiene que acompañarlo muchas veces? Pues Madurito y yo, ya que si no nunca podríamos quedar con él.

Realmente no me molesta ir a las pinadas de vez en cuando. Es más, a veces incluso me apetece. Y es que en esos sitios aparece la fulana que llevo dentro... Madurito se ríe de mí y me llama vicioso, pero yo no tengo la culpa. Si voy a los cruising y me aburro, algo tendré que hacer, ¿no?

El jueves fuimos a la pinada de la playa de La Marina con Ninfomanito. Esa excursión estaba programada y yo tenía ideado un plan perfecto. Había obligado (bueno, tampoco es que cueste mucho convencerlo) a Madurito a que me prometiera que lo íbamos a cumplir. Pero en la playa no había nadie... Bueno sí, dos personajes horribles que, al parecer, viven allí permanentemente.

Pero el plan no se truncó, nadie me iba a joder la fantasía este puente. Así que, tras despedirnos de Ninfomanito que se fue a buscar embutido a otra carnicería, le pedí a Madurito que me llevara a la pinada de Fortuna. Y allí que fuimos a cumplir mis deseos. La fantasía no era otra cosa que echar un polvillo y ser visto. Si hijos, qué le voy a hacer, ¡hay días que me levanto con la vena exhibicionista!

Como hacía frío nos quedamos dentro del coche. ¡Teníais que haber visto la cantidad de vehículos que nos rodearon en cinco minutos intentado ver algo en la oscuridad de la noche!

La sensación de ser observado y saber que al resto le gustaría estar en tu lugar es muy excitante. Si no lo has probado, no deberías esperar más. Pero si lo has hecho, ¡déjame un comentario y cuéntame YA cómo fue!

21.3.09

¿Qué me vas a preguntar?

Palabra de: Pueblerino Cool |

¿Qué me vas a preguntar? Eso es lo que muchos entrevistados te piden antes del encuentro. Y es una de esas preguntas que al entrevistador más rabia le dan, ya que una de las claves de este tipo de conversación es la espontaneidad.


Cuando yo trabajaba en Tele de Barrio la mayoría de los entrevistados que tenía, principalmente los políticos, me pedían un cuestionario de preguntas que yo, por supuesto, me negaba siempre a darles. No me parecía profesional hacerlo y que se estudiaran las respuestas previamente, ya que los gestos o las declaraciones que se pueden obtener espontáneamente me parecen mucho más jugosas. Sí, atendía mucho en clase cuando nos hablaban sobre ese tema :D

Sin embargo, cuando se da la vuelta a la tortilla la cosa cambia. Hoy me hacen una entrevista en el Radioblog de Luz de Gas por haber ganado ese premio en el concurso 1, 2, 3, 14 en el blog Fuertes del Mar de AntzWaters y estoy, hablando claro, acojonado. ¡Desearía tener en mi poder lo que los políticos del pueblo me pedían a mí, el cuestionario!

La entrevista es sobre las 15.00 horas. Ya tengo pensada la excusa para escaparme de la mesa a la hora de comer y que no se entere la familia de que tengo un blog. Perdería toda la gracia que lo supieran porque la libertad se iría a la basura si les diera por leerlo.

A ver qué pasa...

*EDITO: Dale al play para escuchar la entrevista (empieza en el minuto 57) :)

13.3.09

Aunque la Pueblerina se vista de seda...

Palabra de: Pueblerino Cool |

Si eres pueblerino de nacimiento, por muy cool que seas o te creas, lo seguirás siendo toda tu vida. No lo olvides, nunca te acostumbrarás al 100% a la vida en la urbe. Y eso es lo que me pasa a mí, pero ¡shhhh! No se lo contéis a nadie, ¡que no quiero perder mi caché!

El miércoles fui a Murcia a casa de unos amigos. Ellos también son pueblerinos, pero viven en un piso de estudiantes allí. Cada cierto tiempo hacen una fiesta performance donde somos nosotros los protagonistas. Yo fui para preparar mi actuación con mi amiga Ceerre.

Llegué muy chulo con mi coche hasta la puerta de su casa, donde encontré un aparcamiento "perfecto". Aquí empezaron los problemas. La calle es super estrecha y, claro, como buena mariquita yo no conseguía aparcar. Un hombre que estaba detrás con su coche esperando a pasar se desesperó y empezó a pitar. Al ver que yo seguía sin conseguir aparcar y sin rendirme en el intento se bajó del coche, pero creo que sólo bastó con mi mirada para que se volviera a subir. Al final lo conseguí y ya me relajé.

Directamente me subí a casa de mis amigos. Todo iba genial, pero a las 20.00 horas me llama mi madre para hablar.


-Habrás pagado el tique de la zona azul, ¿no?
-Claro que sí, mamá, cómo se me iba a olvidar eso...
-Venga, nos vemos mañana.
-Adiós.

Oh, Dios mío, no le he puesto el puto tique. Ceerre, ¡vamos corriendo a mirar el coche! Parece que no le han puesto nada. Ouch, mierda, ¡menuda multa!

Llevaba toda la tarde pensando en que no se me olvidara el tique, pero, por la falta de costumbre, y lo histérico que me puse al aparcar, pues se me olvidó. Y es que ya lo dice el refrán: aunque la pueblerina se vista de seda, cateta se queda...

8.3.09

Fui facilón, ¿algún problema?

Palabra de: Pueblerino Cool |

*Fiesta gay frustrada en una discoteca hetero cerca de Pueblucho (sólo había 7 u 8 mariquitas).

*Mucho alcohol.

*Suenan las Torres de Babel (Bisbal).

-Pueblerino Cool: Me gusta ése, el flipao que lleva las gafas de sol. ¿Le deslumbrarán los focos?
-Amiguita Cool: Ven, que le digo algo.
*Va directamente al de las gafas de sol.

-Amiguita Cool: Hola, cuando nos pidamos una copa, ¿os echáis un baile con nosotros?
-El de las gafas de sol: ¡Un baile y lo que queráis!

*Pueblerino Cool y su Amiguita se piden un Vodka limón y vuelven.

*Ella se pone a bailar como una loca con ellos.

*Pueblerino se apoya en una columna.
-Amiguita Cool: ¿Eres gay?
-Amiguito plumón del de las gafas de sol: ¿Yo? No.
-El de las gafas de sol: Pues yo sí.
*Bailes y más bailes.

*Pueblerino sigue pegado a la columna.
-El de las gafas de sol: ¿No bailas?
-Pueblerino Cool: No, estoy cansado.
-El de las gafas de sol: ¡Ah! Te reservas para después...
-Pueblerino Cool: Sí, ¿y tú no?
-El de las gafas de sol: No, yo tengo fuerzas para eso y para más...
-Pueblerino Cool: (Mira el reloj, ya es tarde) Me quedan 40 minutos.
-El de las gafas de sol: ¿Vamos a mi casa?
-Pueblerino Cool: No me voy con desconocidos.
-El de las gafas de sol: Yo tampoco, pero, a veces, hay que hacer
excepciones...
-Pueblerino Cool: Pues tienes razón, vámos a tu casa.
Y así fue como conocí a Madurito Cool (el de las gafas de sol) hace casi dos años. Llamadme facilón, pero fue así.

5.3.09

Un apartamento para la eternidad

Palabra de: Pueblerino Cool |

Hay gente que invierte en ladrillo o al menos lo hacía antes de la crisis. "Voy a comprarme un pisito en Benidorm", decían algunos. Bien, pues mi abuela es una de estas inversoras, pero en versión EMO. Ella nos ha comprado un apartamento para pasar la eternidad... Vamos, lo que se suele llamar un nicho.

Tengo que decir que odio el pueblo de mi abuela y odiaría estar enterrado ahí para el resto de los días. Creo que voy a dejar testimonio por escrito para que nunca a nadie se le ocurra dejar que críe malvas ahí. ¿Qué le pasa al pueblo de mi abuela? Realmente nada. Es un municipio almeriense muy bonito al que muchos van por gusto. Es un sitio famoso por las jarapas y la cerámica. Un encanto, vamos, pero yo lo odio.

Ese lugar, del que mis padres emigraron antes de que yo naciera, supone para mí un paso atrás en mi vida y todo allí hace que me sienta así. Nada más bajar del coche cuando le hago una visita a mi abuela se acerca la típica vecina cotilla a hacer la maldita pregunta: "¿Y la novia?". Dios mío, ¿no os cabe en la cabeza que con los tiempos que corren, con lo delicado que soy y que nunca llevo novias puedo ser maricón? Pues no, parece que eso ellos no lo conciben.

Ir allí supone también estar separado de Madurito Cool porque, claro, nadie sabe en ese pueblo que soy gay y no colaría mucho que llevara como amigo a un hombre que me saca 18 años. En otro sitio quizá sí sería creíble, pero allí sería la comidilla de todas las casas.

Por otro lado, no tengo demasiadas amistades allí, por no decir ninguna. ¿Por qué? Pues por el mismo motivo, porque todo el mundo en el pueblo tiene que estar emparejado y no es plan de que se pasen el tiempo que yo esté de visita tratando de encontrarme novia. Además, no me apetece actuar y tener que rascarme los huevos de vez en cuando para parecer más varonil.

En fin, a lo que iba, a los apartamentos de 2 metros de mi abuela. Muchas veces evito ir al cementerio por este tema, porque ella está tan orgullosa de la urbanización que ha comprado que tengo que reírle las gracias. Es una mujer genial, pero chapada a la antigua, muy a la antigua. Y claro, no concibe tener un nieto soltero, como cree que estoy, ni mucho menos "maricón", como ella diría. Por eso, cada vez que voy al cementerio con ella para visitar el nicho de mi abuelo sale la siguiente conversación:

-Mira, Pueblerinico (nos llama a todos los nietos con diminutivos), aquí yo con tu abuelo, aquí tus padres y en éste tú.

-No, abuela, a mí déjame tranquilo que me entierre donde yo quiera.

-Mira, mira, no digas tonterías. Este pa' ti y pa' tu mujer.
"¿Con mi mujer? ¡Nooooooooooooooooooooo!". Intento despertar de la pesadilla, pero es real. No hay manera, ella está empeñada, que le vamos a hacer...

No sé dónde quiero enterrarme, ni siquiera sé si quiero estar en un nicho o que me incineren y me tiren en algún lugar que me guste. Lo que tengo muy claro es que NO QUIERO QUE MIS RESTOS ESTÉN EN EL PUEBLO DE MI ABUELA. De momento, me quedo con el nicho que me ha hecho AntWaters en uno de sus collages, todos geniales, junto a otros blogueros. Gracias, encanto, por dejarme un huequecito en ese cementerio multicolor.

3.3.09

Absolutamente coñazo...

Palabra de: Pueblerino Cool |

No soy un crítico musical ni lo pretendo. Supongo que muchos fans si leyeran esto se me tirarían al cuello, pero si no lo escribo reviento. Llevaba tiempo esperando el disco y por fin lo tengo en mis manos. Una decepción más en la lista y no me la esperaba, sinceramente.

Estoy hablando de Absolutamente, el último disco de Fangoria. Me parece repetitivo hasta la saciedad. No le encuentro melodías pegadizas como a sus dos discos anteriores que, en realidad, son los únicos que he escuchado en profundidad. No soy megafan de este dúo, pero Arquitectura Efímera y El extraño viaje me han hecho pasar muy buenos momentos, principalmente en el coche, en conciertos y de fiesta. Y eso era lo que pensaba que me pasaría con Absolutamente, pero me ha parecido un verdadero tostón. Hay discos que no te gustan y ahí queda la cosa, pero éste incluso me molesta a los oídos. Hay canciones que me parecen estridentes y muy machaconas y, para mi desgracia, son así la mayoría de las que se incluyen en este trabajo.

Os voy a contar la conversación que tuvimos mi vecina y amiga La mientras escuchábamos el CD en el coche ayer cuando volvíamos de la universidad. Ya lo habíamos oído una vez ese día e íbamos por la segunda escucha. Al llegar de nuevo a Lo poquito agrada y lo mucho enfada (de las pocas que se salvan para mi gusto) no pudimos contener la risa. Éstos son los comentarios que le hicimos a Alaska mientras escuchábamos la letra:

No tengo intención de aburrir (joder, ¡menos mal!)
Y sé que hay que renovarse o morir (pues la has cagado)
No me gustaría reincidir (lo haces en todo el disco)
Y no quiero que me acusen de insistir (¿te estás cachondeando?)

Lo poquito siempre agrada y lo mucho sólo enfada (¡tú lo has dicho, petarda!)


[...]
Normalmente hay discos que no me gustan a la primera, pero a partir de la tercera escucha empiezan a hacerlo. Con este voy por la quinta y todavía tengo la ilusión de que a la décima me entre...

1.3.09

Finde Tomatero

Palabra de: Pueblerino Cool |

Llevo de fiesta desde el jueves. No he parado hasta ahora. Así que ya imaginaréis como estoy...

Ha sido un fin de semana lleno de música, gente, fiestas universitarias, alcohol, rumores, famosos, sexo... No lo voy a contar todo porque sería un tochazo infumable, pero haré un resumen de lo mejor.

Os va a parecer un dejavú, pero es que no lo puedo evitar... ¡Tengo un imán para los heteros! En la fiesta de por la noche de mi facultad conocí al amigo de un compañero de clase y estuve bromeando con él mientras hacíamos el botelleo. Me gusta tontear con los heteros en plan "¡ay, si te pillara!". Lo hago con todos, pero si acabo de conocer a alguno me desfaso un poco más con los comentarios para que sepa del palo que voy. Me divierte, sin más. Sin embargo, esta vez me salió el tiro por la culata. El tío me seguía el rollo como lo suelen hacer todos, pero lo que empezó como un juego acabó en un acoso por su parte. Muchos diréis que me lo tengo merecido por tontear con desconocidos. Quizá tengáis razón... ¡Pero yo no sabía que se lo iba a tomar en serio!

Cuando entramos en la disco me confesó su bisexualidad y yo me quedé ¡muerta!. Al principio no lo creí, pero insistió. "Te quiero comer el morro (¿el morro? ¡Socorro!), pero respeto que tengas novio", me dijo. Tras halagos varios hacia mi persona, llegó la tortura. Empezó a magrearme cada vez que se encontraba conmigo y yo me quitaba sus tentáculos, no se puede decir de otra forma, de encima como podía.

Hacia la mitad de la noche me pidió que le acompañase a buscar su chaqueta, que la había perdido. Yo ya sabía que era mentira, pero quería ver cómo reaccionaba y así pararle los pies completamente. Me empezó a meter mano y le dije que se estuviera quieto y que dejara de toquetearme, que tenía pareja y que, por tanto, él no tenía ninguna posibilidad. Pero no funcionó. Al rato se me intentó lanzar para darme un beso, pero no lo dejé.

Como veis soy un santo y algún día me beatificarán porque me mantuve recatadísimo toda la noche. Pero eso sólo queda en mi conciencia, porque los rumores siguen unas pautas muy extrañas que jamás lograré entender. Sí, esta vez me ha tocado a mí. No sé si por maldad o porque la noche estaba dando pocos líos y había que cotillear sobre algo el lunes, pero alguien se inventó que yo me había liado con el hetero-magreador-comemorros. En fin, qué le vamos a hacer. El lunes tendré que escribir en la pizarra un mensajito:
"No me he liado con nadie, hijos de puta. ¡Besitos!"
Éstos son los broches que hicimos para vender en la fiestas de comunicación. El objetivo era que los profesores se dieran cuenta de que sabíamos cómo nos apodaban. Y al parecer, con los cotilleos que se inventa la gente, tenían razón.

Ya se lo he contado a Madurito Cool y se lo ha tomado a risa... ¡Menos mal que se fía de mí!

El viernes dormí con él y el sábado vinimos a comer a mi casa. Por la noche teníamos una fiesta de disfraces privada y fuimos con unos cuantos amigos. En esa fiesta era todo muy gay. Vimos la esperada performance de Mónica Naranjo que mi amigo hace en todos los botelleos y nos fuimos a Metropol, la discoteca gay de Murcia por excelencia. Allí también había fiesta de disfraces. Madurito y yo íbamos de Brokeback Mountain. Además, pudimos ver la actuación de José Galisteo y, envidiadme, me hice una foto con él :D

Madurito se emocionó y le dio unos cuantos consejos sobre su carrera discográfica al al artista, que le dio las gracias y le dijo que lo tendría en cuenta. Está claro que luego hará lo que le salga del churro.

Sobre las 8.00 fuimos al pueblucho de mi hombre, aproximadamente a unos 5 km del mío, para dormir. He pasado todo el fin de semana en su casa, por lo que podéis deducir que también he tenido fiesta en su cama, así que puedo empezar la semana bastante relajado.

¿Lo mejor del fin de semana? Sin duda las palabras que me ha dicho mi maridín al despedirse:

"Lo he pasado genial. Te quiero"

Los comentarios realizados por otros usuarios en este blog son responsabilidad única de los autores de los mismos. El propietario de este blog no se hace responsable de dicho apartado. De todos modos, el autor de Pueblerino Cool se reserva el derecho a eliminar cualquier comentario que discrimine a las personas por razones de sexo, raza, religión u orientación sexual. Asimismo, podrá a eliminar cualquier texto que considere intolerante u ofensivo.
¡Ya sabes, mari, controla un poco esa boca!
Subscribe